Avatar

Los vehículos sin carné son una opción fantástica para la movilidad en áreas urbanas y suburbanas. Estos pequeños automóviles son ideales para desplazamientos cortos y ofrecen una alternativa eficiente en términos de consumo de combustible y espacio de estacionamiento.

Pero, como cualquier vehículo, requieren mantenimiento periódico y, en algunos casos, el reemplazo de repuestos. A continuación, te contamos cuáles son los repuestos más comunes para estos vehículos y cómo puedes reemplazarlos.

Batería

La batería es crucial para el funcionamiento del vehículo sin carné, ya que proporciona la energía necesaria para arrancar el motor y alimentar sistemas eléctricos.

 

Si notas que el vehículo tiene dificultades para arrancar o experimenta problemas eléctricos, es posible que la batería esté agotada. Reemplazar la batería generalmente implica desconectar la antigua, retirarla y conectar la nueva siguiendo las instrucciones del fabricante.

 

Filtros de aire y aceite

Los filtros de aire y aceite son esenciales para mantener el rendimiento del motor. Un filtro de aire limpio garantiza que el motor reciba una cantidad adecuada de oxígeno, mientras que el filtro de aceite evita que las impurezas dañen el motor.

 

Neumáticos

Los neumáticos son críticos para la seguridad y el rendimiento del vehículo. Revisa regularmente la presión de los neumáticos y reemplaza aquellos que presenten desgaste excesivo o daños. El cambio de neumáticos generalmente requiere herramientas básicas y puede realizarse siguiendo los pasos detallados en el manual.

 

Frenos

El sistema de frenos es vital para la seguridad. Si experimentas ruidos inusuales, vibraciones o la necesidad de aplicar más presión al pedal del freno, podría ser el momento de cambiar las pastillas de freno.

 

Luces

Asegúrate de que todas las luces del vehículo estén funcionando correctamente. Reemplaza las bombillas fundidas según sea necesario. Este proceso suele ser sencillo y puede realizarse con herramientas básicas.

 

Correas

Las correas desgastadas pueden afectar el funcionamiento de varios componentes, como el alternador y la dirección asistida. Inspecciona regularmente las correas y reemplázalas si muestran signos de desgaste.